Monday 26 de June de 2017, Santo Domingo, República Dominicana

¡Aquí estamos!

Printer-friendly versionSend by emailPDF version

ACOGEMOS COMO INVITADO EL EDITORIAL PUBLICADO EN LA PRIMERA EDICIÓN DE EL PERIÓDICO UNIVERSITARIO, DEL 12 DE ENERO DE 1970.

La aparición del primer número de Universitario tiene una significación extraordinaria, tanto para la Univer­sidad Autónoma de Santo Domingo, como para la colectividad nacional.

Representa una lucha de tres años y medio de la actual dirección de la Escuela de Ciencias de la Informa­ción Pública, para que nuestra Al­ma Máter sea dotada de un órgano de difusión que sirva de intercomu­nicador entre todos los miembros de la familia universitaria, y que, a la vez, proyecte a la UASD hacia el mundo exterior.

En este último aspecto, la Univer­sidad no puede mantenerse aislada. Ella está en el deber de motivar sus inquietudes y sus objetivos median­te órganos apropiados, de tal mane­ra que la ciudadanía se entere có­mo nuestra institución va cumplien­do con sus compromisos a pesar de las limitaciones en que se desenvuel­ve, y se forme una clara conciencia de nuestra misión frente al pueblo.

Entre la propia familia universi­taria la comunicación es deficien­te, podríamos decir que es casi nu­la. Se ignoran muchas cosas funda­mentales, que deben estar al alcan­ce de todos para un mejor conoci­miento de lo que hace la UASD y de sus proyecciones hasta el seno de la sociedad.

UNIVERSITARIO deberá corregir esos problemas, y hacer verdadera­mente eficaz la alta y noble misión que nos corresponde en este mo­mento histórico de la humanidad.

También servirá como medio de entrenamiento para los alumnos de periodismo, porque representa una necesidad impostergable que com­pletará la preparación de los que egresen de esa unidad.

No basta la formación académica dentro del aula, con algún que otro ejercicio en determinadas materias, proyección de cintas cinematográficas y visitas a talleres y redaccio­nes de periódicos.

Es imprescindible que los alumnos de periodismo ha­gan por ellos mismos su órgano de difusión, para que se penetren de la técnica y realización cabal de la co­municación colectiva; que tengan vivencia de lo que es “perseguir” y “realizar” la noticia y orientar a las masas acerca de los problemas que nos afectan.

La escuela de Ciencias de la Infor­mación Pública cuenta con uno de los planes de estudios más avanza­dos. Las experiencias que sus alum­nos adquieran en este periódico y en el programa de radio les darán una formación superior, que nada ten­drá que envidiarle a la de cualquier otro país del mundo.

Contra muchas adversidades y adversarios, el periódico de la UASD dice: “¡Presente!”, ahora es deber de todos ofrecerle su apo­yo, para que cumpla la delicada ta­rea de informar y orientar para una Universidad mejor, que se dé a co­nocer en su misión redentora, fue­ra del reducido recinto en que nos desenvolvemos.

Para eso, y para mucho más. Por la grandeza de la Universidad Au­tónoma de Santo Domingo y de la patria: ¡Aquí estamos!

Edición: 
Enero 2015